LO ÚLTIMO
Home » » Un cubano por venganza se prendió fuego junto con su expareja.

Un cubano por venganza se prendió fuego junto con su expareja.

Los vecinos del Barrio 4 de Abril ayudaron a limpiar el local que estalló cuando entró la mujer en llamas. Foto: John Guevara / EL TELÉGRAFO

Un ciudadano de nacionalidad cubana echó gasolina y prendió fuego a su expareja en la Mitad del Mundo (norte de Quito). La tragedia ocurrió en el barrio Cuatro de Abril, en las calles Cenepa y Pichincha. Marina Espinosa, habitante de la localidad, vende salchipapas al frente del local de Gabys I., la víctima que falleció a los pocos minutos de prenderse en llamas.
Chiste Cortico.La venganza del Pinareño.
La moradora recordó que la noche del viernes escuchó gritos y vio a la mujer ardiendo. "Me gritaba vecina ayúdenme que me quiere matar", relató. El hombre se había prendido fuego y le echó gasolina a su exconviviente; juntos ardieron, pero la mujer trató de salvarse. Inmediatamente la comerciante cubrió a la víctima con una cobija, pero ya fue tarde, porque las llamas le habían causado gran daño en el organismo.







El combustible derramado provocó una explosión dentro del local de doña Marina. Las llamas alcanzaron a Manuela T. y su nieto de tres años quienes estaban consumiendo en el puesto. La cliente sufrió graves quemaduras y fue trasladada al hospital Eugenio Espejo, mientras que el menor al Baca Ortiz. 

La fallecida, de 51 años, era madre de siete hijos (cinco hombres y dos mujeres).  Ella tenía una relación de seis años; durante seis meses trabajó junto con el extranjero en una plantación de rosas por Nono (noroccidente de Quito). Hace varias semanas la mujer dio por terminada la relación con Arístides, como le conocían en el barrio. Hace dos años abrió un puesto para vender pescado frito cada viernes. 
Martha Fenigna, vecina de la víctima, contó que la mujer era tranquila y muy trabajadora. Por ello todos conocían esa rutina. Eso fue aprovechado por el ciudadano extranjero, quien llegó con 11 botellas colgando con un alambre, según reportes policiales. El hombre, literalmente, se bañó en gasolina y se prendió fuego. Aún se desconocen las razones por las cuales el suicida llevó tal cantidad de combustible.


No obstante, los recipientes llenos que quedaron sin utilizarse fueron retirados por los agentes de Criminalística. Cecilia Rea, vecina de la víctima, dijo que no fue la primera vez que ocurrió un acto violento con el extranjero. Recordó que el hombre trató de colgarse de una viga de madera ubicado en el techo de la fallecida. Uno de sus hijos lo encontró y cortó la soga cayendo el hombre, lo que le causó un golpe en la cabeza. 
Los deudos de la mujer acudieron a las primeras horas de este sábado para retirar el cuerpo de la Morgue de la Policía. Rea contó que el cuerpo será velado en la Sede Parroquial. Los vecinos realizaron una colecta para comprar ramos florales. Se estima que la tarde de este sábado se realice el velorio. 
Los moradores reconocieron que no saben quién se encargará de retirar el cuerpo del extranjero. Aseguraron que no tenía familia en Ecuador. 

 
Fuente: eltelegrafo.com.ec



Share this article :

No hay comentarios.: