LO ÚLTIMO
Home » » EEUU: Política de deportación de cubanos se mantiene sin cambios

EEUU: Política de deportación de cubanos se mantiene sin cambios

Cubanos deportados en 1997
Estados Unidos mantiene inalterable su política de deportación de ciudadanos cubanos y continuará sus esfuerzos en la devolución de criminales convictos que constituyen prioridad en los listados de repatriación, dijeron autoridades federales.
“La política de repatriación de cubanos con orden final de deportación no ha cambiado. Las operaciones del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) se mantienen funcionando de la misma forma”, dijo Bárbara González, consejera principal del ICE para América Latina.
Interrogada por CaféFuerte sobre si se ha producido alguna modificación en el procedimiento para procesar casos de deportación después de las dos rondas de conversaciones entre delegaciones de Washington y La Habana, la respuesta de González fue tajante: “No, todo sigue igual”.
Las estadísticas del ICE sobre cubanos enlistados para repatriación datan del 2014. En total hay 34,525 cubanos con orden final de deportación, de los cuales solo 110 permanecen bajo arresto por motivos de seguridad. Los restantes 34,415 están excarcelados y deben reportarse regularmente a las autoridades de inmigración.
Cifras crecientes
Pero las cifras pudieran ser superiores debido al creciente número de nacionales cubanos que cumplen condenas por delitos graves son inmediatamente enviados ante un juez de inmigración para dictaminar sobre su deportación, entre ellos numerosos emigrados en años recientes y vinculados a delitos como tráfico humano, fraude al Medixare y robo de tarjetas de crédito.
La suerte de los cubanos deportables emergió nuevamente como tema de discusión pública luego del anuncio hecho por Barack Obama y Raúl Castro, el pasado 17 de diciembre, para restablecer las relaciones diplomáticas entre ambos países.
Debido a la inexistencia de relaciones diplomáticas y de un acuerdo de repatriación, los cubanos no son deportados a su país tras cumplir sentencias en cárceles estadounidenses. Pero el radical giro en las relaciones bilaterales ha comenzado a preocupar a muchos de ellos que han residido en Estados Unidos por décadas y pudieran verse afectados a mediano o largo plazo si ambos gobiernos establecen un acuerdo para repatriación.
No hay indicios de que el asunto de los deportables cubanos estuviera en la mesa de negociaciones en los encuentros sostenidos en La Habana, el pasado enero, y en Washington, el 27 de febrero. Pero fuentes del Departamento de Estado aseguran que el asunto ha sido abordado en las charlas migratorias bilaterales, restablecidas durante la administración Obama.
Acuerdo de 1984
De todas formas, expertos y abogados de inmigración consideran que para Estados Unidos no será nada fácil un proceso de deportación masiva de cubanos, tanto por las implicaciones para miles de personas sin vínculos familiares en la isla como por las dificultades de Cuba para reintegrarlos a la sociedad.
“No deben esperarse deportaciones masivas a Cuba, mucho menos tratándose de personas que llevan viviendo por lago tiempo en Estados Unidos”, consideró el abogado de inmigración Willy Allen. “Cuba tampoco puede asimilarlos por razones económicas”.
Las autoridades del ICE reconocen que el gobierno de Cuba acepta con alguna regularidad casos de repatriación, en virtud de un acuerdo establecido durante la administración de Ronald Reagan, en 1984.
Como parte de ese acuerdo, 2,746 cubanos fueron colocados en una lista de deportación, cuyos nombres no fueron nunca publicados. Son los llamados “excluibles”, muchos de ellos participantes en los violentos motines de Fort Chaffee, Arkansas, en 1980, y de Atlanta, Georgia, y Oakdale, Louisiana. en 1987.
Marielitos deportados
De ese grupo, hay unos 200 pacientes mentales que fueron enviados al Hospital Elizabeth, en Washington, y están protegidos por razones humanitarias.
Hasta el momento, de los 2,746 cubanos enlistados como deportables, 1,999 fueron ya enviados de regreso a la isla. Alrededor de 700 marielitos que permanecían encarcelados a pesar de haber cumplidos sus condenas tuvieron que ser liberados tras una trascendental decisión del Tribunal Supremo de Estados Unidos, en el 2005, la cual prohibió las detenciones indefinidas de personas que no podían ser devueltas a sus países de origen.
De acuerdo con ICE, durante los últimos 30 años, han sido además repatriados a Cuba 11 ciudadanos que no llegaron a Estados Unidos durante el éxodo del Mariel. De ellos, seis estaban en la lista de 1984, pero no habían llegado por el Mariel.
Sin embargo, las autoridades federales reconocen que el gobierno de Estados Unidos tiene “poco control sobre los casos que el gobierno de Cuba acuerda aceptar de vuelta”, incluidos aquellos criminales que se encuentran en la lista de prioridades del Departamento de Seguridad Territorial (DHS).
Share this article :

No hay comentarios: