LO ÚLTIMO
Home » » Chusmería a la francesa

Chusmería a la francesa

A los cubanos siempre se nos ha acusado de ser escandalosos, bullangueros e indiscretos. También, los más críticos o envidiosos, entre ellos algunos latinoamericanos, dicen que somos chusmas, pero si van a generalizar que todos los cubanos somos chusmas por la forma en que se conducen algunos de nosotros y sobre todo como nos representan en esos espantosos programas de la televisión, también hay algunos franceses a los que tendríamos que darle el gran premio a la chusmería.
Sucede que después de la tragedia del pasado miércoles 7 de enero cuando los terroristas del Yihad asaltaron la sede de la revista Charlie Hebdo, donde asesinaron a 12 personas entre ellos al director Stéphane Charbonniery, se ha desatado una polémica de proporciones bíblicas que en nada se distancia de un clásico sainete cubano.
Resulta que inmediatamente después del criminal atentado, una mujer llamada Jeannette Bougrab, que fue ministra durante el gobierno de Nicolás Sarkozy, se ha presentado como la viuda de Charbonniery, denunciando la hipocresía de la gente que está usando pancartas y camisetas con el eslogan de «Yo soy Charlie».
En su recorrido por las cadenas de televisión ha recordado a la prensa que la gente no hizo nada cuando acusaron a su esposo y a las otras víctimas de ser islamófobicos y racistas.
«Él y su revista necesitaban de donaciones para sobrevivir. Fueron criminalizados. Nuestra república es culpable, esta matanza podría haber sido evitada si hubiéramos mostrado algo de solidaridad», declaró.
«Yo lo amaba por quien era. Un hombre que estaba dispuesto a morir por sus ideales. Él sabía que iba a morir y hablamos frecuentemente de dejar Francia. Me arrepiento de no haberlo podido convencer que nos fuéramos».
Respondiendo a las críticas contra su marido de que este se burlaba de las amenazas contra su vida y su revista aclaró que: «Eso de que se burló de las amenazas era una mentira. Nunca se burló. Era un soldado de la libertad de expresión.
Con la voz quebrada, esta mujer dijo ante las cámaras durante una entrevista: «Perdí a mi querido, a mi amor. Las explicaciones que tienen esos jóvenes para justificar sus acciones no me importan. Yo estaba con un héroe al que admiraba».
También dijo que: «Y él sabía, por supuesto, que estaba en el punto de mira. Si nunca había tenido hijos es porque sabía que iba a morir. Vivía con miedo de que fuera a ser ejecutado como Theo van Gogh en Ámsterdam1».
Pero ahora a la exministra Jeannette Bougrab le ha salido al encuentro la familla Charbonniery desmintiendo el «compromiso afectivo» con la ex ministra de Sarkozy que se ha estado hablando en público sobre la vida del caricaturista.
La familia del dibujante envió un comunicado tan breve como «lapidario», como lo califica el periódico Le Parisien: «Desmentimos formalmente el compromiso afectivo de nuestro hermano con Jeannette Bougrab», dijo Laurent Charbonnier. Aclaró además que hablaba también en nombre de su padre y de su madre.
«La familia no quiere de ningún modo que Jeannette Bougrab continúe hablando en los medios sobre «Charb» (seudónimo que usaba Stéphane Charbonniery).
«Pedimos que se respete el duelo de la familia». Y por último, aclaró que esa era la «única» declaración que haría la familia. «No habrá otras».
El viernes, la supuesta viuda participó junto a otros familiares y amigos de las víctimas, además de personalidades y funcionarios de gobierno de un homenaje excepcional frente al Hôtel de Ville (la Municipalidad de París) en el cual  Charlie Hebdo fue declarada «ciudadano» de honor.
También para colaborar un poco más con la polémica del momento, los  50 líderes políticos de todo el mundo que participaron el pasado sábado en París en la multitudinaria macha en apoyo al pueblo francés contra el terrorismo, han sido criticados porque una foto los muestra separados unos metros del resto de la multitud que los seguía.
Pero ¿en la cabeza de quien cabe que 50 de los más importantes líderes y gobernantes del mundo se iban a arriesgar unidos a una muchedumbre de más de un millón de personas? Críticas como esta «La manipulación de los líderes europeos. No se mezclan con el pueblo» son inadmisibles en momentos tan trágicos.
La imagen simbólica de este histórico día que reunió al menos 3,7 millones de personas en toda Francia, la han querido manchar con diatribas que solo demuestran que proceden de los enemigos de la humanidad y que además el sainete francés es prueba de que no solo algunos cubanos son chusmas. Los hay también franceses.
1Van Gogh, bisnieto de Theo, el hermano del famoso pintor holandés Vincent van Gogh era un cineasta crítico del islamismo que fue apuñalado en Amsterdam en 2004, a manos de un islamista holandés de origen Marroquí.
Escrito por Nancy Pérez-Crespo
Share this article :

No hay comentarios: