Prostitución de chicos menores en El Vedado


LA HABANA, Cuba, 18 de Febrero DEL 2012.-Un grupo de proxenetas recluta a varones menores de edad para que ejerzan la prostitución con extranjeros.
Su principal área de operaciones es los alrededores de la esquina de 23 e Infanta, especialmente la popular cafetería El Bim Bom. Allí los jóvenes se concentran y los proxenetas buscan a los clientes, siempre extranjeros. Las relaciones se consuman en casas de alquiler, a donde los llevan los proxenetas, según informa una fuente vinculada a uno de los jóvenes, que pidió anonimato. Yasiel “el de San José”, Alexis “el papá” y Leo “el caballo”, son los líderes principales de esta red;  asegura la fuente.


“Yasiel trae a estos menores del pueblo de San José, cercano a La Habana, y Leo los busca en las provincias orientales, mientras que Alexis se encarga de sobornar a los policías del área para que se hagan de la vista gorda, especialmente en horas de la noche”, añade la fuente. ‘El millonario’ siempre está parado en la puerta del vecino cabaret La Vegas, donde les paga la entrada al lugar y tragos a los menores, antes de que se vayan con los clientes”
Amauris Calvo, activista del Observatorio LGTB, añade:
“El cabaret Las Vegas funciona de hecho como un club gay y a simple vista se puede ver como eso ocurre allí con chicos menores de edad y clientes extranjeros. Pero no es solamente en Las Vegas, lo mismo sucede en el Delirio Habanero y otros lugares en la zona de El Vedado”
La edad de estos muchachos oscila entre 14 y 17 años y la tarifa típica por cada encuentro sexual fluctúa entre 60 y 100 dólares. Los chicos entregan la mitad a los proxenetas, que a su vez pagan 5 dólares a los policías por cada joven que trabaja en el área.